La compraventa de viviendas busca su suelo: las operaciones caen un 10,5% en el sexto retroceso consecutivo

Actualizado

Es la cifra ms baja en este mes desde 2020. Los descensos se dieron tanto en el segmento de las viviendas nuevas como en la segunda mano

Edificio de viviendas en Madrid.SERGIO ENRQUEZ-NISTAL

El frenazo del mercado inmobiliario es un hecho, slo falta por determinar su alcance y en qu nivel marcar la nueva velocidad de crucero. Hasta entonces, las cadas en indicadores como las compraventas se suceden mes tras mes. En julio, el descenso de las operaciones fue del 10,5% en comparacin con el mismo periodo de 2022, hasta situarse en 48.303 transacciones, su cifra ms baja en este mes desde 2020 .

Con este retroceso interanual, que ampla en ms de cuatro puntos el registrado en junio (-6,4%), la compraventa de viviendas encadena seis meses de tasas interanuales negativas, tal y como recogen los datos del Instituto Nacional de Estadstica (INE) publicados este mircoles.

Los descensos de dieron tanto en el segmento de las viviendas nuevas como en la segunda mano. En concreto, la compraventa de viviendas usadas baj un 11,2% en el sptimo mes del ao, hasta 40.036 operaciones, mientras que las transacciones realizadas sobre pisos nuevos disminuyeron un 7,4%, hasta las 8.267 operaciones.

El 92,7% de las viviendas transmitidas por compraventa en julio fueron viviendas libres y el 7,3%, protegidas. En total, la compraventa de viviendas libres baj un 10% interanual, hasta las 44.766 operaciones, en tanto que la compraventa de viviendas protegidas retrocedi un 16,5%, hasta sumar 3.537 transacciones.

En tasa intermensual (julio sobre junio), la compraventa de viviendas se contrajo un 10,5%, su mayor cada en un mes de julio en al menos cinco aos.

«Los datos siguen registrando una significativa cada frente a 2022, que fue un ao de rcord. Aun as, no se puede hacer una lectura catastrofista de los mismos ya que el nmero de compraventas de viviendas se sita en el mismo nivel que en 2019, lo que indica que el mercado tiende a la normalizacin y se encuentra en un entorno que podra calificarse como saludable. En contra de muchas predicciones, el encarecimiento de la financiacin no est teniendo impacto en las compraventas ni en los precios, aunque s est afectando a la situacin econmica de muchas familias ya hipotecadas a tipo variable», apunta Francisco Iareta, portavoz del portal inmobiliario Idealista.